Etiqueta: Israel

“¡Dios, no te quedes en silencio!” (Salmo 83)

      Comentarios desactivados en “¡Dios, no te quedes en silencio!” (Salmo 83)

El cuadro que presenta el salmo 83 jamás tuvo lugar en los días en que el pueblo de Israel moraba en la tierra de Canaán, en el Antiguo Medio Oriente. Su tema es el de una conspiración generalizada de todos los pueblos a su alrededor —entre los cuales, sin embargo, sugestivamente, Egipto está ausente—, los cuales aspiran a destruir por completo al pueblo de Dios a fin de poseer su territorio. Puesto que se trata, evidentemente, de un símil profético llamado a transcurrir en el final de la era presente, hoy ofrezco aquí mi traducción de su texto hebreo.

La carga de Babilonia que vio Isaías hijo de Amoz (Isaías 13 y 14)

      Comentarios desactivados en La carga de Babilonia que vio Isaías hijo de Amoz (Isaías 13 y 14)

En su titulación clásica, las ediciones occidentales de la Biblia suelen circunscribir la «carga de Babilonia» al capítulo trece del libro del profeta Isaías. Al hacerlo, pasan por alto que el capítulo catorce —que contiene una burla contra el rey de Babilonia en la que se ha originado el mito del ángel caído al que el mundo occidental llama unánimemente Lucifer— es también, con toda probabilidad, una parte integral de dicha «carga». Por lo tanto, dando cierre a esta serie que he dedicado a las «cargas proféticas», publico aquí mi traducción anotada de ambos capítulos de la «carga de Babilonia».

La carga de la palabra de Yahweh a Israel (libro de Malaquías)

      Comentarios desactivados en La carga de la palabra de Yahweh a Israel (libro de Malaquías)

De todos los libros proféticos del Antiguo Testamento, el mensaje presente en el libro de Malaquías es uno de los más claros respecto del estado general en el que se encontraría el pueblo de Dios en los días previos a la llegada del día de Yahweh, esto es, a la intervención directa de Dios para ajustar cuentas con su pueblo antes de poner fin a la presente era, dando así inicio a la era de justicia que ha prometido. En virtud de ello, ofrezco aquí mi traducción anotada del texto hebreo de este libro de importancia crucial para nuestro tiempo.